13 may. 2014

No es conveniente estar triste para concentrarse



Los científicos Antonia Pacheco y Fabrice Parmentier, del grupo de investigación en Neuropsicología y Cognición de la Universidad de las Islas Baleares (UIB), han comprobado que la tristeza incrementa la distracción.


Estos investigadores han puesto tristes a un grupo de voluntarios para observar su reacción mientras interrumpían con sonidos un ejercicio que requería su atención. Los resultados del estudio muestran que se distraían un 200 % más que otros participantes a los que no se les habia inducido la tristeza.

El trabajo ha sido publicado en la revista Emotion de la Asociación Estadounidense de Psicología.

El grupo de investigación en Neuropsicología y Cognición trabaja ahora para determinar si el mismo patrón se repite en el caso de la felicidad. Con estos estudios, los científicos de la UIB quieren aportar nuevos conocimientos que ayuden a entender mejor cómo las emociones pueden afectar a procesos cognitivos básicos.

Mas información

Artículo a texto completo en la ULL


No hay comentarios:

Publicar un comentario